Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Luis Mauricio
Domingo, 12 de febrero de 2017

Teodomiro del Toro Urrutia (1745-1803)

Guardar en Mis Noticias.

Teodomiro del Toro había nacido en Ceuta un 30 de junio de 1745, siendo bautizado en la Parroquia de Nuestra Señora de los Remedios, el día siguiente de su nacimiento, fueron sus padres don Antonio del Toro y doña Tomasa de Urrutia, ambos de Ceuta.


Ingresa en el ejército como cadete en 1762 a los 17 años de edad, nada más ingresar acude con el regimiento de infantería de Navarra a la Campaña de Portugal, más conocida como Guerra Fantástica o Guerra de los Pactos de Familia (1762-1763), en 1768 es ascendido a subteniente, en 1771 se encontraba como teniente ayudante, con fecha de enero de 1786 es graduado de capitán.


En 1791 se encontraba destinado en Puerto Rico, no hemos podido encontrar fecha de su partida. En diciembre de este año hace una solicitud de plaza de cadete para su hijo José María, en esta fecha Teodomiro del Toro era capitán graduado y ayudante de las Milicias Disciplinadas de infantería y caballería de la isla. La solicitud para su hijo le sería concedida el 21 de julio de 1792.


En 1795 Teodomiro del Toro fue ascendido al grado de teniente coronel.


ATAQUE A PUERTO RICO (1797)
En 1797 los ingleses atacaron Puerto Rico, antes habían atacado a la isla de Trinidad a la que rindieron. Esto sucedió tras la firma del Tratado de San Idelfonso de 1796 entre Francia y España, por lo que Gran Bretaña se convirtió en enemiga.


El gobierno de Puerto Rico estaba al mando del gobernador Ramón de Castro y Gutiérrez. Sabiendo el gobernador lo sucedido en Trinidad mando preparar la defensa.


Las tropas de la isla estaban al mando de los tenientes coroneles don Teodomiro del Toro, don Isidoro Linares y don José Vizcarrondo


El 17 de abril de 1797 se divisó la escuadra británica compuesta por 60 barcos de ellos 28 de transporte de tropa, estas ascendían a unos seis o siete mil incluidos mandos.


La guarnición de la isla no estaba completa ya que casi la mitad se encontraban en La Española (actual Haití y República Dominicana), estas se encontraban luchando contra las tropas del independentista Toussaint Louverture, esclavo que se había revelado contra los franceses y ya ocupaba lo que hoy es Haití.


Al iniciarse el ataque inglés las fuerzas de la isla eran: doscientos soldados veteranos del regimiento fijo, el resto Milicias urbanas. Las Milicias repartidas por la isla eran de quince compañías de infantería, dos de artillería y cinco de caballería, que totalizaban alrededor de cuatro mil combatientes. Los urbanos solo armados con lanza y machete, eran unos dos mil, los franceses en la isla eran algo más de cien estos ofrecidos por el cónsul francés para luchar al lado del brigadier gobernador.


La flota inglesa estaba al mando del almirante Harvey y las fuerzas de desembarco a cargo del general Ralph Abercromby.


Nada más amanecer el día 17 fueron descubiertas las fragatas bloqueadoras, saliendo un cuerpo volante al mando de don Isidoro Linares, junto con don Teodomiro del Toro y Vizcarrondo, se apostó Linares cerca de la playa de los Cangrejos, Vizcarrondo en la de San Mateo y don Teodomiro del Toro en la Torrecilla, cada uno de ellos con cien hombres.


Los ingleses inician el ataque y con el fin de proteger el desembarco dirigen todos sus fuegos hacía la Torrecilla al mando de del Toro, por lo que tiene que retirarse y unirse a Linares y los dos a Vizcarrondo, al comprobar la superioridad del enemigo, tanto Linares como del Toro se retiraron al puente de Martín Peña y Vizcarrondo al de San Antonio. Atrincherándose este con dos piezas, con idea de rechazar al enemigo y proteger la retirada de Linares y del Toro, una vez reunidos dejaron inutilizada las dos piezas.


En la misma mañana salió Vizcarrondo con 50 hombres del fijo y milicias, con varios franceses y treinta caballos, dirigiéndose a la plaza de San Mateo, desde allí tirotearon a las avanzadas enemigas.


Vizcarrondo tuvo que retirarse, haciéndolo por el puente, siendo perseguido por los enemigos, pero estos fueron rechazados debido al fuego dirigido desde el fuerte de San Jerónimo que estaba al mando de del Toro.


Cuando ve que se aproximaban a la playa cuatro grandes lanchas completamente llenas de tropas, y en una de ella enarbolando el pabellón inglés. Inmediatamente inicia el fuego del Toro con el mayor acierto, por lo que los ingleses con gran cantidad de bajas se vieron obligados a retroceder.


Algo más tarde los enemigos vuelven a intentarlo con un mayor número de lanchas, y con una mayor potencia de fuego más la protección del fuego desde sus barcos, en esta ocasión lograron los ingleses desembarcar tres mil hombres.


A media mañana se presentó un bote en que venía un parlamentario, siendo detenido en el castillo del Morro, pasando a este un ayudante del brigadier-gobernador Castro, recibiendo un escrito que le enviaba el comandante de mar y tierra de esta expedición, en este escrito se solicitaba la entrega de la plaza a las fuerzas británicas, esto fue contestado con una enérgica negativa.


Después de la respuesta las partidas que estaban de observación, avisaron a los jefes del puente de San Antonio y del fuerte de San Jerónimo, con la indicación de que los enemigos estaban avanzando hacia ellos.


Los fuertes de San Antonio y San Jerónimo, eran los que defendían los accesos a la capital. Atacaron los ingleses, pero los soldados españoles del San Jerónimo al mando de don Teodomiro del Toro, resistieron y obligaron a los ingleses a retirarse.


El enemigo no dejaba de atacar dicho fuerte haciendo fuego desde la batería del Rodeo. Pero el teniente coronel don Teodomiro del Toro no cesaba de ordenar los trabajos para reparar con sacos y barriles de arena el descubierto que tenía en su fuerte por el lado de la citada batería enemiga, así como para evitar el daño de las bombas y granadas que no dejaban de caer, mandando llenar las azoteas de arena, estas azoteas correspondían al cuerpo de guardia.


La noche del 29 de abril, las tropas españolas atacaron de frente a todas las posiciones ocupadas por los ingleses, este ataque se realizó con ochocientos hombres de milicias disciplinadas de infantería y dos compañías de milicias disciplinadas de caballería. Esto obligó a Abercromby a retirarse embarcando tan precipitadamente, que en su huida abandono en la isla la artillería, municiones, víveres y tropas a las que no se paró a recoger por estar dispersas.


Después de la batalla el parte de baja por parte inglesa fue:
200 muertos- 9 oficiales prisioneros- 286 soldados prisioneros- 400 desertores.


El parte de baja español fue:
42 muertos- 156 heridos- 2 desaparecidos.


La ciudad de San Juan estuvo bajo el fuego de las armas inglesas hasta el 30 de abril. El 2 de mayo de 1797 la flota inglesa levó anclas y abandonó derrotada el bloqueo de San Juan.


A mediados de 1797 don Teodomiro del Toro fue ascendido a sargento mayor y al final del año a coronel por méritos de guerra.


Don Teodomiro del Toro estaba casado con doña Margarita de Areizaga Ferrer, natural de San Juan de Puerto Rico, desconocemos la fecha de la boda, de este matrimonio nacerían tres hijos, José María nacido en 1776 de este indicamos arriba que en 1791 su padre había solicitado plaza de cadete, Margarita María Celestina, y otro hijo del que no encontramos nada.


Su hijo aparece como cadete del regimiento fijo de Puerto Rico en 1792.
Su esposa falleció en San Juan de Puerto Rico, se desconoce la fecha.
Don Teodomiro del Toro regreso a España falleciendo en 1803.


El fortín de San Jerónimo era una pequeña batería defensiva de cuatro cañones ubicada en la playa del Boquerón, al este de la isleta de San Juan.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
El Pueblo de Ceuta • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados