Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Virginia Saura
Jueves, 2 de marzo de 2017

La huelga de estibadores amenaza la llegada de mercancías a la ciudad

Guardar en Mis Noticias.

Los transportistas ceutíes aseguran que ya están sufriendo los efectos de una “huelga encubierta” que ha hecho que centenares de contenedores se hayan desviado a otros puertos extranjeros y se espera que la situación empeore

Las negociaciones entre el sector de la estiba y el Gobierno están estancadas mientras el reloj sigue corriendo de manera inexorable hacia el próximo lunes, el primero de los nueve días alternos de huelga que, de momento, han convocado sindicatos y patronal ante la reforma del sector que ya ha llevado a cabo el Gobierno con el fin de romper su monopolio y adaptarlo a la normativa europea. Esta huelga, que en Ceuta parece que no tendrá seguimiento ya que los dos estibadores que hay se dedican a la descarga de vehículos, sí tendrá un efecto colateral en la ciudad y así lo avisan ya los transportistas. Este sector será uno de los más afectados por esta huelga, pero no el único. Y es que, si deja de llegar mercancía, el comercio local puede quedar desabastecido y, sobre todo, el comercio de las naves del Tarajal, enfocado a Marruecos, que podrá ver cómo se corta gran parte de su suministro, ya que los problemas se dejarán sentir sobre todo en la llegada de mercancía desde el extranjero a través de contendores ya que, habitualmente, estos pasan primero por Algeciras. 


De momento, explica Manuel Sánchez, de la Asociación de Transportistas de Ceuta, las cargas nacionales no se están viendo afectadas y la mercancía de la península, trasladada en camiones, llega con normalidad. Sin embargo, los contenedores con mercancía desde el extranjero se han comenzado a desviar y algunos cuyo destino, tras pasar por Algeciras, era Ceuta han alcanzado otros puertos extranjeros, según denuncia Sánchez, que habla de “huelga encubierta”. Entre los puertos alternativos se encuentra Tánger Med, a donde han ido a parar parte de las mercancías que debían entrar en España. Una situación de la que incluso ha alertado el ministro de Fomento debido a que todos los puertos españoles están ya perdiendo tráfico de mercancías, dado que hay empresas que están desviando sus cargas ante el anuncio de tres semanas de paros convocados por los sindicatos de estibadores a partir del lunes. Así lo advirtió esta semana Íñigo de la Serna, quien además señaló al “riesgo cierto” que supone que los puertos españoles pierdan esos tráficos definitivamente.


Si se calcula que se pueden perder en torno a 50 millones de euros diarios en cada jornada de paro, Sánchez advierte que las pérdidas repercutirán en las empresas que no recepcionan la mercancía. Una cadena, recuerda, que empieza por los transportistas al dejar de poder recepcionar la mercancía y acaba en el consumidor. En Ceuta, aunque no han podido calcular el impacto económico que tendrá esta huelga, Sánchez sí advierte que será un “perjuicio importante”.


Los perjuicios ya se han hecho notar y desde principios de febrero los transportistas de la ciudad han dejado de recibir mercancía con normalidad. Además, cuenta Sánchez, en puertos como Algeciras o Málaga se ha ralentizado la actividad, tardando hasta diez horas para cargar cincuenta bateas, e incluso dejando barcos sin descargar estancados. Una situación que irá a peor y ante la que los transportistas temen que no haya nada que se pueda hacer.


Los sindicatos sólo suspenderán las tres semanas de huelga en días alternos previstas a partir del próximo lunes si el Gobierno incorpora sus peticiones a la ley, ya sea vía enmiendas o presentando un nuevo real decreto ley que recoja los acuerdos alcanzados en el ámbito de la negociación colectiva, que sigue abierta. No obstante, Fomento ya lo descartó, tras matizar que la Comisión Europea jamás lo aceptaría.


En concreto, los más de 6.100 estibadores exigen que las empresas se comprometan a subrogar al 100% de la plantilla en las mismas condiciones económicas (con sueldos que oscilan entre los 60.000 y 100.000 euros brutos anuales). Mientras, la patronal analiza cuántos trabajadores requiere en cada uno de los puertos donde operan las compañías estibadoras, que incluso se pueden replantear su futuro en España.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
El Pueblo de Ceuta • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados