Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

El Pueblo
Miércoles, 8 de noviembre de 2017

Abierto domingos y festivos, ¿exiguo o excesivo?

Guardar en Mis Noticias.

El cartel de “abierto” en domingos y festivos, exiguo o excesivo, según desde dónde se mire, ha sido resucitado por Comisiones Obreras de Ceuta, que defiende un modelo más proteccionista, al requerir que se limite la apertura de los establecimientos comerciales a los domingos y festivos que resulten estrictamente necesarios. Para ello da dos potentes y razonados argumentos. Por un lado, que su aplicación ha demostrado que no ha contribuido al aumento de la demanda por el hecho de que los establecimientos se mantengan abiertos durante los 365 días del año, y por otro que las condiciones de vida y de trabajo de los trabajadores del sector han empeorado notablemente, haciendo imposible la conciliación de su vida laboral y familiar. Hay que decir que estos argumentos, unidos la idea que asegura que esa libertad de apertura beneficia únicamente a los grandes centros comerciales mientras los pequeños comerciantes pueden verse abocados a la ruina, son siempre los esgrimidos por los que se muestran contrarios a la apertura, ya sea en Ceuta o en cualquier otro lugar.


No obstante, los que están a favor de abrir domingos y fesivos defienden que el hecho de que el pequeño comercio tenga ser protegido, porque contribuye a la creación de empleo, a fijar la población y a consolidar la vida urbana, no debe convertirse en un lastre para nuevas iniciativas de generación de riqueza, apoyándose entre otras cosas en los nuevos hábitos de consumo. Además, argumentan que si queremos ser una ciudad en la que el turismo sea una parte importante, con especial atención al cliente marroquí y al turista de cruceros, la liberalización de horarios comerciales es esencial.


En fin, la liberalización de horarios comerciales es buena para unos y no tanto para otros, por lo que resulta obligado que cualquier decisión que se adopte sea fruto del diálogo y del consenso entre los sectores afectados.
 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
El Pueblo de Ceuta • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados