Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
EL PUEBLO
Jueves, 5 de julio de 2018
HOMICIDIO

El presunto autor del homicidio de Pasaje Diamante ingresa en prisión preventiva

Guardar en Mis Noticias.

El titular del Juzgado de Instrucción número 3 dictaba este jueves un auto de prisión preventiva comunicada para el presunto autor del crimen quien admitió que estuvo en la casa el día del crimen pero que no recuerda nada por estar drogado.

Agentes de la Policía Nacional han detenido en la península al presunto autor del homicidio ocurrido en septiembre de 2016 en el pasaje Diamante. El detenido fue trasladado, a primeras horas de ayer, por agentes de la Jefatura Superior de Policía hasta Ceuta donde se finalizó el atestado. 


Posteriormente, el detenido pasaba a disposición de la Autoridad Judicial, bajo importantes medidas de seguridad.


Una vez allí y tras prestar declaración, el titular del Juzgado de Instrucción número 3, que lleva el caso del homicidio de J.L.Z.G., de 67 años de edad, representante de comercio, en su domicilio del Pasaje Diamante, dictó este jueves un auto de prisión preventiva comunicada para el presunto autor del crimen, después de que la Jefatura Superior de Policía lo pusiera a disposición de la autoridad judicial.


El cargo que pesa contra esta persona es el de homicidio. En su declaración en el Juzgado afirmó que no recuerda nada de lo sucedido puesto que estaba drogado. Admitió, no obstante, que estuvo en la casa donde se produjo el homicidio, un lugar al que acudía “con frecuencia”, según las fuentes consultadas por EL PUEBLO.


El suceso se remonta al 9 de septiembre de 2016. Aquel día, una llamada al 091, los vecinos preocupados, alertaban de la ausencia de J.L.Z.G. durante el transcurso de la mañana después de haber estado escuchando durante toda la noche fuertes ruidos en la vivienda.


Poco después de dar aviso a la Policía Nacional, esta se presentaba en el lugar de los hechos alrededor de las 15.00 horas. Una vez allí, los agentes no lograban, mientras golpeaban la puerta de acceso de la vivienda, que nadie desde su interior respondiera. Por ello, y tras intentar de manera infructuosa acceder al interior de la vivienda por la puerta principal, finalmente tuvieron que hacerlo a través de una de las ventanas del domicilio, pudiendo comprobar, una vez en el interior de la casa, como la misma se encontraba totalmente revuelta y el cuerpo sin vida de J.L.Z.G. yacía en el suelo de una habitación rodeado de un charco de sangre y presentando importantes signos violentos, tal y como así confirmaban a este diario alguno de los vecinos de la zona.


Se activó el correspondiente protocolo policial y se solicitó la presencia de la comisión judicial. 


Hasta el lugar de los hechos se trasladaron los agentes de la Unidad Científica de la Policía Nacional así como los integrantes de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado Ceuta (UDyCO) y de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV), quienes de manera inmediata acordonaron la zona con el fin de intentar buscar las posibles pruebas que les pueda poner sobre la pista para esclarecer este asesinato.


Inicialmente, y aunque todas las líneas de investigación permanecieron abiertas, todo apuntaba desde un primer momento que este fatal desenlace pudo producirse tras un intento de robo en el interior del domicilio, no descartándose que la víctima conociera a su asesino ya que ninguno de los accesos a la vivienda presentaba signos de haber sido forzado.


Precisamente, y sobre este detalle, los propios vecinos destacaban a este diario que llevaban tiempo advirtiendo al fallecido “de las amistades y las personas que dejaba entrar en su vivienda”, y que en muchas ocasiones fueron ellos mismos los que se encargaban “de echar del lugar a algunas de estas amistades, las cuales no consideraban que fueran buenas”.


La policía científica realizó la inspección ocular del lugar de los hechos y la policía judicial se hizo cargo de la investigación.  Todo indicaba que el autor de los hechos había sustraído un televisor y algunos otros enseres de la vivienda.


En 48 horas las gestiones realizadas por los grupos de policía judicial y los resultados de las pruebas recogidas por policía científica confluyeron en la identificación de una misma persona.


En su momento, en 2016, el presunto autor de los hechos no pudo ser localizado porque huyó a Marruecos. Por ese motivo, la Policía Nacional solicitó al Juez Instructor una Orden Internacional de Detención y Entrega dirigida a Marruecos que fue concedida por el Juzgado de Instrucción número 3 de Ceuta.


Durante este tiempo se han realizado gestiones tendentes a la localización del investigado pero con resultado infructuoso, dadas las medidas de seguridad que debe de haber estado tomando esta persona para evitar su detención.


Posiblemente, ante la previsible detención en Marruecos, el presunto autor del homicidio optó por desplazarse en patera bajo un falso nombre y camuflado como un inmigrante más, con la intención de huir hacia algún país europeo.


La patera fue interceptada por una unidad de Salvamento Marítimo, que la condujo a Tarifa donde llegó el 3 de julio. Mientras se realizaban las tareas de auxilio e identificación de los ocupantes de esta patera, este hombre proporcionó a los agentes otro nombre pero, fruto del cotejo de huellas, se han podido conocer sus auténticos datos de filiación y la orden de búsqueda judicial que tenía pendiente.
 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
El Pueblo de Ceuta • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados